Oraciones milagrosas 🙏 Reza para pedir un milagro

El poder de la oración radica en la fe. Creer en Dios, en su poder divino y fuerza, cuando se reza, hace que la petición sea más amorosa. Orar para casos desesperados por un milagro, es la mejor forma de conectarnos con Dios y Jesús. Recomendamos rezar las siguientes oraciones milagrosas:

Muchos también creen que el poder de la mente ayuda, y científicamente así es, sobre todo cuando se hace una petición que nos parece imposible de que suceda.

Oraciones para pedir Milagros
Oraciones para pedir Milagros

Oraciones para pedir un milagro de salud

Milagrosa oración para pedir la sanación de un enfermo

Oración milagrosa a Jesús para la sanación de los enfermos

Jesucristo, tú atravesaste pueblos y villas «curando todo mal», por tu mandato los enfermos fueron curados. Te llamamos hoy, llénanos con todo tu amor curativo y cura a todos los que padecen virus y enfermedades para que puedan recuperar sus fuerzas y sanar mediante el esfuerzo de los médicos.

Te pedimos que sanes nuestros temores, que evitan que las naciones trabajen unidad y que los vecinos se ayuden mutuamente. Cúranos de nuestro orgullo, el cual nos hace asumir invulnerabilidad ante todas esas enfermedades que avanzan sin control.

Jesucristo, sanador de todo, guíanos en estos tiempos de incertidumbre y pena, y acoge a todos aquellos enfermos que desgraciadamente han muerto; que estén descansando a tu lado en tu paz eterna.

Acompaña a las familias de los enfermos o fallecidos en medio de sus preocupaciones y penas, líbrales de más enfermedad y desesperación, permíteles sentir tu paz.

Esta oración milagrosa para la salud de los enfermos es poderosa y eficaz.

Acompaña a los doctores, enfermeras, investigadores y todos los profesionales médicos que luchan en la búsqueda de sanar y ayudar a los afectados, corriendo riesgos en el proceso; permíteles sentir tu protección y paz.

Acompaña a los líderes de todas las naciones, ilumínalos para que actúen con amor, y vean el verdadero interés en el bienestar de la gente que deben de servir. Dales la sabiduría para poder encontrar soluciones de largo plazo que ayuden en la preparación o prevención de futuras enfermedades.

Permítenos conocer tu paz en esta tierra, ya estemos en nuestras casas o en el extranjero, rodeados de muchos o de unos pocos que no tienen salud, Jesucristo; acompáñanos mientras soportamos y lamentamos, mientras persistimos y nos preparamos. Cambia nuestra ansiedad por tu paz. Amén.

Conoce los milagros que hizo Jesús en nuestra portada.

Jesús oración milagro salud

Otra opción de una oración para pedir por los enfermos en hospitales para que ganen la batalla y tengan buena salud, sobre todo en tiempos de pandemia por coronavirus, es pedírselo a los arcángeles y ángeles: Invócalos y hospédalos en casa con este ritual de siete días.

Hay un mensaje importante para ti, hasta abajo de la página. IR abajo <<<

Oración a la Virgen de la Salud para pedirle un milagro

Ésta oración para pedir un milagro de salud, cura a los enfermos y hay que rezarla con mucha fe.

Virgen María, Madre De La Salud, Bienaventurada, Purísima.
Siempre Virgen Madre De Dios, Milagrosa, Tierna y Compasiva,
que siempre proteges, a los que te honran.
Y auxilias con Presteza y Generosamente, a Los Que Te Invocamos Con Fe.

Tu Hijo Divino Te Encargó, Que Fueras También Madre De Todos Los Hombres.
Desde Entonces, Con Admirable Fidelidad, y Con Inagotable Bondad,
Has Estado Presente En Nuestras Vidas, en Cada Uno De Tus Hijos.
En Nuestros Sufrimientos Y Pesares, En Nuestros Padecimientos, Y Enfermedades.
Pues Eres Nuestra Medianera Ante Dios, y No Dejas De Pedir Para Que Seamos Ayudados.

Bendita Virgen De La Salud, Escucha Mi Ardiente Suplica.
Yo Alabaré Para Siempre La Bondad De Tu Corazón: Alivia Mis Dolores, Dame Fuerza Y Animo,
Madre, Te Pido Con Fervor Que Me Ayudes A Sanar, No Me Abandones, Divina Señora De La Salud,
¡Cúbreme Con Tu Manto!

Sé Que El Tesoro De Gracias Que Con Amor, y Entrega, dispensas Sobre Tus Hijos es Inagotable.
Y Que Tu Poder Sobre Dios Todopoderoso Es Ilimitado. Sé Que Puedes Obrar El Milagro Que Necesito.
Por Ello Te Suplico Con Todo Mi Ser, Pidas Para Mí (O Nombre de Otra Persona),

La Gracia De La Salud, De La Sanación De Mi Cuerpo,
Y Haz Que Pueda Sobrellevar Mis Sufrimientos, Con Fe Y Esperanza.
Te Ruego Tu Protección Todos Los Días De Mi Vida.
Dame Fuerzas Para Superar Todas Las Adversidades, Dirígeme, Encamíname, Ampárame,
Y Líbrame De Todo Mal. Implora Para Mi La Misericordia Del Señor.
Todo Te Lo Pido, Oh Milagrosa Virgen De La Salud, En Nombre De Tu Divino Hijo,
Mi Único Señor Y Amado Redentor.

Doy gracias. Así Sea.

Rezar Siete Avemarías, Padrenuestro Y Gloria de Dios. Hacer La Oración de Sanación Y Los Rezos Nueve Días Seguidos. Invocar a la Santísima Trinidad. La Oración Se Puede Hacer Para Sí Mismo o Para Pedir La Sanación De Otra Persona.

Oración a la Virgen de Guadalupe para pedir un milagro

Virgen Santísima de Guadalupe, Madre de Dios, Señora y Madre nuestra. Venos aquí postrados ante tu santa imagen, que nos dejaste estampada en la tilma de Juan Diego, como prenda de amor, bondad y misericordia. Aún siguen resonando las palabras que dijiste a Juan con inefable ternura: ″Hijo mío queridísimo, Juan a quien amo como a un pequeñito y delicado,″ cuando radiante de hermosura te presentaste ante su vista en el cerro del Tepeyac.

Santa María de Guadalupe, Mística Rosa, intercede por la Iglesia, protege al Soberano Pontífice, oye a todos los que te invocan en sus necesidades. Así como pudiste aparecer en el Tepeyac y decirnos: ″Soy la siempre Virgen María, Madre del verdadero Dios″, alcánzanos de tu Divino Hijo la conservación de la Fe. Tú eres nuestra dulce esperanza en las amarguras de esta vida. Danos un amor ardiente y la gracia de la perseverancia final.

Virgen de Guadalupe oración

Virgen de Guadalupe (La Guadalupana)

Dios de poder y de misericordia, bendeciste las Américas en el Tepeyac con la presencia de la Virgen María de Guadalupe. Que su intercesión ayude a todos, hombres y mujeres, a aceptarse entre sí como hermanos y hermanas.

Por tu justicia, presente en nuestros corazones, reine la paz en el mundo. Te lo pedimos por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, Amor de Dios, por los siglos de los siglos. Gracias Virgen de Guadalupe. Amén.

Hay un mensaje importante para ti, hasta abajo de la página. IR abajo <<<

Oración al Divino Niño Jesús para pedirle un milagro

Esta es una oración para pedir un milagro urgente. Se puede orar el siguiente rezo, una novena y un rosario.

La oración al divino niño Jesús para pedir un milagro, es muy poderosa en momentos complicados de la vidas. Cuando el desasosiego, la desesperación, el pesimismo o la depresión nos agobian, es de gran ayuda. Cuando parece que no hay salida, esta petición orada decretará y solicitará la ayuda a Dios y a Jesús, para que intercedan en tu camino.

Novena (9 horas) al Divino Niño Jesús

Divino niño, Jesús mío, que has dicho. Pidan y recibirán, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá. Por la intercesión de María, Tu Santísima Madre, yo llamo, yo busco, yo pido que mi petición sea concedida. (Petición al Padre Celestial)

Oh Jesús mío, que has dicho “Todo lo que pidan al Padre, en mi nombre, se los concederá”, por la intercesión de María, Tu Santísima Madre, humilde y urgentemente pido al Padre en Tu nombre que mi petición sea concedida. (Petición ___________).

Oh Jesús mío, que has dicho “Los cielos y la tierra pasarán, pero mi palabra no pasará”, por la intercesión de María, Tu Santísima Madre, me siento confiado que mi petición será concedida. (Petición ________).

Divino niño Jesús, en ti confío.

En el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo, Amén.

Oración para pedir un milagro al Divino Niño Jesús

Es una poderosa oración para pedir un milagro que estás necesitando. Con fe, pide y decreta al Niño Jesús, confiando fielmente en él. Quien cree en su poder y recita esta oración con fe y devoción, verá sunplida su petición.

oración divino niño Jesús

El sacerdote carmelita Cirilo de la Madre de Dios, fue el sacerdote que en 1637 restauró la estatua del Divino Niño Jesús, que estaba muy dañada. Al hacerlo tuvo una milagrosa revelación de la Santísima Virgen María. Fue una visión milagrosa sobre Nuestra Señora, quien le dio a Cirilo la oración poderosa al Niño Jesús. Desde entonces se ha vuelto popular o famosa,  por ser muy eficaz; se asegura que lo que se pide es otorgado o concedido.

Si eres o no devoto al Divino Niño Jesús, es independiente de que funcione. Los creyentes deben compartir esta oración y confiar con fé.

Oración a Jesús para causas milagrosas

Oh Grandioso Niño Jesús,  hoy recurro a Ti a través de Tu Santa Madre; te imploro de rodillas que por favor me ayudes en esta gran necesidad que hoy atravieso, porque creo firmemente y ciegamente que Tu Divinidad puede ayudarme. Aquí espero hoy con gran seguridad conseguir tu gracia. Te adoro con todo mi espíritu y toda mi alma. Me lamento de todo corazón por cada uno de los pecados y vengo aquí a rogarte: Oh Niño, que me des poder para superarlos. 

Estoy firmemente resuelto a no ofenderte nunca más y a sufrir todo antes que desagradarte. Te ruego tu perdón, para que así puedas traer a mi vida este gran milagro. De ahora en más, quiero servirte fielmente. Por ternura a Ti, oh eterno Niño, amaré a mi prójimo de la misma manera que a mí mismo. Te suplico de nuevo que me auxilies en esta penuria.

___ Hacer la petición ____

Sé que tu vendrás a mí y me entregarás este gran milagro que hoy tanto estoy necesitando en mi vida. Oh poderoso Divino Niño Jesús tú eres capaz de ayudar a todos aquellos que aquí en la tierra confían en ti. Pongo mi vida, mi camino y mis problemas en tus manos, porque sé que tienes el poder divino de hacer el milagro de acomodar cada cosa que hoy no se encuentra en su lugar.

Te alabare por el resto de mi vida, y te suplicare por siempre, en ti tengo toda mi devoción, solo en ti confió en este momento tan complicado de mi existencia. Otórgame la gracia de tenerte perpetuamente con María y José, de adorarte hoy y siempre, por todo lo que queda de mi vida, protégeme y trae a mí el milagro que hoy con tanta fe te pido, en el nombre de Dios. Amén.

Divino Niño Jesús, dueño de mi corazón y mi vida, mi tierno y adorado Niño, llego hasta Ti lleno de esperanza, llego a Ti suplicando tu misericordia, quiero pedirte los abundantes bienes que derramas sobre tus fieles devotos, los que tus bracitos abiertos reparten con amor y generosidad. Oh Niño amado, bendito Salvador, quédate siempre conmigo para separarme del mal y hacerme semejante a Ti, haciendo que crezca en sabiduría y gracia delante de Dios y de los hombres. ¡Oh dulce y pequeño Niño Jesús, yo te amaré siempre con toda mi alma! Divino Niño Jesús, bendícenos Divino Niño Jesús, escúchanos Divino Niño Jesús, ayúdanos. Niño amable de mi vida, consuelo del cristiano, la gracia que necesito tanto y que me causa desesperación y agobio, que hace que sienta intranquilidad en mi vida pongo en tus benditas manos: (pedir con mucha fe lo que se desea conseguir). Padrenuestro que estas en los cielos… Tú que sabes mis pesares pues todo te lo confío, concede la paz a los angustiados y dale alivio al corazón mío. Dios te salve María llena eres de gracia... Y aunque tu amor no merezco, no recurriré a ti en vano, pues eres hijo de Dios y auxilio de los cristianos. Gloria al Padre al Hijo y al Espíritu Santo… Acuérdate oh Niño Santo amado, que jamás se oyó decir, que alguno haya implorado ante Ti sin tu auxilio recibir, por ello, con sencillez y confianza, humilde y arrepentido, lleno de amor y esperanza, sabiendo los milagros que obras y lo rápido que concedes remedio, con ilusión este favor yo te pido: (repetir lo que se quiere obtener). Divino Niño Jesús, bendícenos, escúchanos, consuélanos, ayúdanos, protégenos,defiéndenos, Divino Niño Jesús, en ti confiamos. Así sea.

Hay un mensaje importante para ti, hasta abajo de la página. IR abajo <<<

Rezo San Benito para pedirle un milagro

Cuando estamos necesitados y nos urge ayuda divina, debemos pedir un milagro, rezando por la ayuda de San Benito para lo que parece imposible. También recomendamos invocar a San Miguel.

Oh Dios, nuestro señor, tú que le has dado el poder a San Benito para que siempre esté a nuestro servicio, en todo momento, haz que a través de su intercesión pueda tener el favor que tanto deseo.

San Benito, te pido que:_________________(Hacer petición)___________. Guíame, para que camine por el camino del bien, el amor y la humildad. Concédeme mi súplica. Te prometo que tú siempre estarás por delante de cualquier cosa material. Amén.

Al finalizar la oración debemos rezar un Padrenuestro, un Avemaría y un Gloria.

Novena a San Benito para la protección contra malas personas, envidias y enemigos o vecinos molestos.

REZO PREPARATORIO. SE DEBE REZAR TODOS LOS DÍAS.

Te saludamos con filial afecto, oh glorioso Padre San Benito, obrador de maravillas, cooperador de Cristo en la obra de salvación de las almas. ¡Oh Patriarca de los monjes! Mira desde el cielo la viña que plantó tu mano.

Multiplica el número de tu hijos, y santifícalos. Protege de un modo especial a cuantos nos ponemos con filial cariño bajo tu amparo y filial protección.

Ruega por los enfermos, por los tentados, por los afligidos. Por los pobres, y por nosotros que te somos devotos. Alcánzanos a todos una muerte tranquila y santa como la tuya. Aparta de nosotros en aquella hora suprema las asechanzas del enemigo, y aliéntanos con tu dulce presencia.

Consíguenos la gracia especial que te pedimos en esta novena: ____(hacer la petición)___

Novena a San Benito (ver las oraciones milagrosas diarias desplegando el acordeón):
DÍA PRIMERO
¡Oh glorioso San Benito, que desde tu infancia reconociste la vanidad del mundo y únicamente deseaste los bienes eternos! Alcánzanos un vivo deseo del cielo y que recordemos frecuentemente a Dios, nuestro último fin, y hacia Él ordenemos toda nuestra vida para que en todo Él sea glorificado. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA SEGUNDO
¡Oh glorioso San Benito, humilde de corazón, que supiste desdeñar las alabanzas de los hombres! Alcánzanos la humildad, tú que amaste a Dios sobre todas las cosas y le entregaste sin reservas tu corazón, consíguenos también el amor de Dios. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA TERCERO
¡Oh glorioso San Benito, que consagraste tus labios a la oración y cantaste noche y día las alabanzas divinas! Alcánzanos el espíritu de oración. Tú, que cual lirio entre espinas, guardaste una castidad angelical por medio de la humildad, de la vigilancia continua, de la oración y de la mortificación de los sentidos, consíguenos el don de la pureza. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA CUARTO
¡Oh glorioso San Benito que venciste al demonio y triunfaste de sus engaños! Alcánzanos la gracia de resistir sus sugestiones y de huir de toda ocasión de pecado. Tú que enseñando una vida austera, de renuncia y trabajo, aborreciste la ociosidad, inspíranos amor al trabajo y a la abnegación de nosotros mismo para seguir a Cristo. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA QUINTO
¡Oh glorioso San Benito, que amaste el silencio, y no abriste la boca jamás a palabras ligeras e impuras, a quejas, murmuraciones, y a juicios contra el amor al prójimo! Alcánzanos la gracia de no decir jamás palabras impuras y contra la caridad, a perdonar y guardar nuestra lengua de todo pecado. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA SEXTO
¡Oh glorioso San Benito, que fuiste blanco de persecuciones y guardaste la paz de tu alma por medio de la dulzura de la paciencia! Alcánzanos el don de la paciencia y la gracia de perdonar las ofensas, tú que perdonaste a los que atentaron contra tu vida y te expulsaron de tu país, y que misericordiosamente pediste al Señor les perdonara, llorando su ceguera y terrible fin. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA SÉPTIMO
¡Oh glorioso San Benito, que animado por un ardiente celo para asistir al prójimo en sus necesidades, instruiste a los ignorantes, socorriste a los pobres, curaste a los enfermos, resucitaste a los muertos, libraste a los cautivos del demonio y de sus pasiones, consolaste a los afligidos y convertiste a los pecadores! Consíguenos la gracia de amar al prójimo y de hacer con él las obras de misericordia. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA OCTAVO
¡Oh glorioso San Benito, que inundaste de consuelo el corazón de tu hermana Santa Escolástica, llenándolo del amor de Dios y de las bienaventuranzas del cielo! Concédenos la gracia de santificar nuestros afectos más queridos. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
DÍA NOVENO
¡Oh glorioso San Benito, cuya alma en tu dichosa muerte, fue elevada al cielo en medio de ángeles y santos, siendo consolados tus discípulos por la revelación de tu gloria! Concédenos del Señor, la gracia de la perseverancia final, de una buena muerte y de tu asistencia e intercesión en nuestro último día. San Benito, ruega por nosotros. (Rezar tres Ave María y concluir con la oración final).
San Benito Oración

Oración a Santa Rita de Casia, para recibir un milagro

Oh gloriosa santa Rita de Cascia, santa de lo imposible:

¡Oh bendita patrona de los angustiados y necesitados! Abogada de los casos imposibles, desesperados y perdidos: ruega por nosotros.

Bajo el peso del dolor, a ti, querida santa Rita, yo recurro confiado en ser escuchado. Libera, te ruego, mi pobre corazón de las angustias que lo oprimen y devuelve la calma a mi espíritu, lleno de preocupaciones.

Tú que fuiste elegida por Dios como abogada de los casos más desesperados, obtén la gracia que ardientemente te pido ____ Petición ____.

Si mis culpas son un obstáculo para el cumplimiento de mis deseos, obténme de Dios la gracia del arrepentimiento y del perdón mediante una sincera confesión. No permitas que durante más tiempo yo derrame lágrimas de amargura.

Oh, santa de la espina y de la rosa, premia mi gran esperanza en ti,
y en todas partes daré a conocer tu gran misericordia con las almas afligidas.
Oh Esposa de Jesús Crucificado, ayúdame a bien vivir y a bien morir. Amén.

Santa Rita de Casia rezo
Santa Rita de Cascia rezo
Te pido con todas mis fuerzas, que me ayudes a conseguir (hacer petición).

Pon tus grande méritos, de inmediata obediencia al dictamen de tus padres.
De abnegada resignación ante las grandes esperanzas de tu amado.
Heroica y caritativa inmolación de tus amados y pequeños hijos.
De aguda pena cuando miras aquellas dificultades, que tuviste que superar para entrar a la morada de tus anhelos. El claustro religioso; por aquellos fuertes dolores que fueron causados por la espina que estuvo en tu frente.
Pídele, Santa que eres bondadosa, que me pueda dar lo que por tu solicitud aquello que con ansias desea mi alma.

Si Él desea concedérmelo, pues su mano omnipontente y divina en el cielo y la tierra.
Si pudiera ser para mayor gloria del Señor y por el bien de mi alma que vea pronto escuchada
y que atienda mi petición. Te ruego que tenga buen resultado. Confío en poder obtener de la bondad
y el poder paternal de su enorme corazón. Que así sea.

***Santa Rita de Casia, gran abogada de los perdidos y los desesperados. En los casos perdidos,
suplica por tu devoto. ***(repetir tres veces).

Hay un mensaje importante para ti, hasta abajo de la página. IR abajo <<<

Oración a San Judas Tadeo para un milagro

Oración a San Judas Tadeo, para los casos imposibles y desesperados:

On venerado San Judas Tadeo, siervo fiel y amigo de Jesús. Muchos son los que te honran y te invocan en el mundo entero, como el patrón de los casos imposibles y de las causas desesperadas. Ruega por mí, que me siento tan impotente y solo.

Por favor, consígueme ayuda visible y rápida. Ven pronto en mi auxilio en este momento de gran tribulación que aflige a mi alma para que pueda recibir el consuelo y la ayuda del cielo en todas mis necesidades, pruebas y sufrimientos, particularmente en esta (realiza tu petición) y que pueda alabar al amado Dios contigo por siempre.

Te prometo, bendito San Judas Tadeo, que siendo siempre conscientes de este gran favor que me alcanzarás, que siempre te honraré como mi poderoso patrono especial, y fomentaré con enorme gratitud, tu maravillosa devoción. Amén.

San Judas Tadeo oraciones

Hacer la novena a San Judas con devoción.  

¡Oh gloriosísimo apóstol San Judas! Siervo fiel y amigo de Jesús. El nombre del traidor que entregó a tu querido Maestro en manos de sus enemigos ha sido la causa de que muchos te hayan olvidado, pero la Iglesia te honra y te invoca universalmente como el patrón de los casos difíciles y desesperados.

Ruega por mí que soy tan miserable, y has uso de ese privilegio especial a ti concedido de socorrer visible y prontamente cuando casi se ha perdido toda esperanza.

Ven en mi ayuda en esta gran necesidad, para que reciba los consuelos y socorros del cielo en todas mis necesidades, tribulaciones y sufrimientos, particularmente en la que te presento a continuación. (Hacer las súplicas).

Alcánzame lo que humildemente te pido para que pueda siempre, con todo mi ser y todo mi corazón, bendecir y alabar a Dios contigo y con todos los escogidos por toda la eternidad.

Te prometo, glorioso San Judas, acordarme siempre de este gran favor y nunca dejaré de honrarte como a mi especial y poderoso protector y hacer todo lo que pueda para fomentar tu devoción.

San Judas Tadeo, ruega por nosotros y por todos los que te honran e invocan tu ayuda con problemas difíciles y urgentes.

Amén.

Rezar el Padrenuestro, Ave María y Gloria (3 veces)

MENSAJE IMPORTANTE PARA TI

¿Sabes lo que puede ayudar a otros una cadena? A veces vemos un post publicado en las redes y parece ser una señal de que todo estará bien. Ayuda a otros para que puedan ver estas oraciones. Solo te pedimos compartir en cualquier red social. Abajo están los botones para hacerlo o puedes copiar y pegar el link. Es muy sabido que este tipo de acciones, al ayudar a los demás, permiten que regresen a ti, las bendiciones multiplicadas.

Milagros de Jesús